Anomalías producidas por daño cerebral

img_vision20El SÍNDROME VISUAL POST-TRAUMÁTICO ( PTVS), es la condición visual resultante como consecuencia de un traumatismo cranéo-encefálico. (Pilar Vergara Giménez. DOO).

En la actualidad suceden en España infinidad de traumatismos cráneo-encefálico, destacando los accidentes de tráfico, los traumatismos sufridos practicando algún deporte, los traumatismos cranéo-encefálicos adquiridos ( como ictus, embolias…)…

Tras ellos, muchas de las personas que los sufren tienen verdaderos problemas para realizar tareas cotidianas como leer, escribir, conducir….que antes hacían sin la menor dificultad.

img_vision21

En muchos casos, los síntomas desaparecen a los 3-4 meses, pero un 25-30 % continúan con muchas dificultades.

Muchas veces, estos síntomas no son bien entendidos ni interpretados por los especialistas que examinan, ya que a veces ni el propio accidentado es consciente de qué le sucede….llegando así a una situación desesperante que la mayoría de las veces se traduce como depresión y aislamiento.

Muchos de los síntomas incapacitantes que presentan están relacionados con la visión (problemas espaciales, de atención, de memoria visual, de concentración….).

Aún siendo un problema frecuente, existe un gran desconocimiento sobre las consecuencia visuales de los traumatismo cráneo-encefálicos ya que puede existir ausencia de evidencias físicas. Son muy pocos los centros y profesionales que prestan atención a este tipo de pacientes.

Si tenemos en cuenta todo lo que implica la VISIÓN y en todos los procesos en que está relacionada es fácil entender la importancia de realizar una REHABILITACIÓN o TERAPIA VISUAL lo antes posible tras un accidente de este tipo, para tener más oportunidades de restablecer la función del sistema visual o para potenciar aquellas habilidades visuales que puedan suplir la función de otras que se hallen disminuidas o ausentes por causas físicas. Ello, de la mano de un equipo multidisciplinar para realizar una adecuada y completa rehabilitación. Por supuesto siempre realizando el seguimiento médico necesario en cada caso.

Ver Síntomas

  • Posible diplopía.
  • Problemas de localización.
  • Problemas de concentración.
  • Visión borrosa, problemas de lectura, cefaleas…
  • Problemas al realizar deportes, conducir, moverse…..
  • Fotofobia ( molestias ante la luz).
  • Posiciones anómalas de cabeza o cuerpo.
  • Problemas de equilibrio.